Mar. Feb 7th, 2023

Algunas personas tienen mayor capacidad de ahorro que otras. Adquirir la disciplina de ahorrar no es tarea fácil pero existen varias opciones para lograrlo. En ellas, la organización es fundamental. Adoptar la costumbre de ahorrar, le permitirá tener dinero para cualquier circunstancia, ya sea una escapada a un lugar en el fin de semana, o una emergencia.

Elabore un cuadro de ingresos y egresos. Organizando los gastos y las ganancias, podrá identificar las pérdidas innecesarias, o la reducción de éstas. En algunas ocasiones, ciertas compras no son imprescindibles. Por ejemplo, disminuir costos en ropa, ciertas comidas y bebidas, o salidas a comer que puede realizar menos veces durante la semana. Establezca un presupuesto. Con los gastos aminorados en el paso anterior, realice un presupuesto con los nuevos números. Obtendrá como resultado de todo el balance, los ingresos, los egresos modificados y una suma de dinero sobrante, a partir de la reducción de costos. Determine cuánto desea ahorrar. La suma sobrante puede aplicarla a otros gastos necesarios y lo que sobra puede ahorrarlo. En el caso, de que dicha suma para reservar no sea suficiente, deber regresar al primer paso y revisar detalladamente cada pérdida. Recuerde que lo que guarde, es para beneficio propio, no debe ser un castigo, ni mucho menos producirle cambios de humor. Si siente que no puede disminuir algunos egresos, espere un poco, a que cumplan su plazo o este listo para comenzar a hacer las reservas de dinero.

Por Atomico