Mar. Sep 21st, 2021

Los ojos ahumados (smokey eyes en inglés) se han convertido en un clásico, por su versatilidad y vigencia. Lograr este efecto no requiere la pericia de un maquillador profesional ni tener cientos de productos a disposición, sin embargo, la mayoría de tutoriales en la red están orientados a personas de piel blanca o muy clara, dejando a las morenas un poco relegadas. Así que si éste es tu caso, ¡sigue leyendo!

  • Necesitas polvos compactos y/o corrector, lápiz delineador negro o café y un par de sombras claras y obscuras. Si eres morena, los colores adecuados para lograr este efecto son dorados, cafés oscuros, violetas y, por supuesto, negro.
  • Prepara el área: usa corrector o polvos compactos en la zona inferior de los ojos y párpados superiores. Luego, un poco de polvo traslúcido en los párpados inferiores y mejillas, para ayudar a retirar la sombra que pueda caer al aplicarla.
  • Delinea: con el lápiz negro o café, traza una línea no muy gruesa bien pegada a las pestañas. Si tus ojos son pequeños, delinea sólo de la mitad del ojo hacia la parte externa.
  • Difumina: con un aplicador de esponja o Q-tip, desdibuja suavemente la línea que acabas de trazar.
  • Sombra: Toma la sombra más obscura que escogiste (puede ser café o negro) y aplícala con una brochita cuidadosamente sobre los bordes de la línea difuminada, luego con una brocha más grande, aplícala sobre la parte interna del párpado hacia la base del ojo. Recuerda usar poca cantidad, pues los colores son obscuros y un exceso podría arruinar el acabado.
  • Más sombra: ésta es la parte divertida, en donde se puede aprovechar el brillo hermoso de las pieles morenas y jugar un poco con el color y la luz; así que toma la sombra más clara que escogiste (puede ser algún tono bronce, metálico o violeta) y aplícala en el párpado superior, es decir, el área que está más cerca de las cejas. No olvides difuminar muy bien la unión de las dos áreas.
  • Complementa tu look con algún labial claro, de apariencia natural o un simple brillo. No necesitas nada más con esa mirada!

Por Atomico