Jue. May 16th, 2024

¿Qué significa el aprendizaje temprano del inglés? Está en boca de todos los padres… El aprendizaje temprano del inglés es un término que se ha hecho mucho más común en los últimos años con la creciente importancia que el inglés tiene en el mundo actual. Pero, ¿qué beneficios reales hay para los niños al aprender inglés temprano?

En este artículo, abordaremos los beneficios y los motivos por los cuales los niños deben aprender el inglés temprano y como los programas de la Academia Helen Doron pueden ayudar a los niños a mejorar sus habilidades lingüísticas.

Si estás interesado en aprender más sobre el aprendizaje temprano del inglés visite nuestra web y conozca todos las opciones que ofrecemos.

Aprender inglés desde una edad temprana ofrece muchos beneficios a los niños, como el aumento de sus habilidades de comunicación y expresión, la mejora de la comprensión de conceptos y estructuras, y el fomento de su interés en el inglés. Esta sección discutirá cada uno de estos beneficios en detalle.

Aumenta las habilidades de comunicación y expresión

Está comprobado que comenzar a estudiar una segunda lengua desde una edad temprana puede mejorar significativamente la capacidad de comunicación y expresión de los niños. El aprendizaje temprano del inglés les ayuda a expandir sus habilidades lingüísticas y a comprender mejor los conceptos matemáticos mediante el uso de la terminología en inglés. Esto también les prepara para una mejor interacción social, ya que el conocimiento de la lengua les ayuda a comunicarse mejor con una variedad de personas. Además, los niños desarrollan una mayor comprensión de los relieves geográficos y culturales mundiales. El conocimiento de la historia, la cultura y la geografía de otros países les permite a los niños apreciar mejor el mundo que los rodea.

Mejora la comprensión de conceptos y estructuras

Adquirir el inglés desde una edad temprana trae grandes beneficios, ya que se puede reconocer mucho más fácilmente la estructura y conceptos básicos del lenguaje. Esto permite a los niños desarrollar la capacidad para establecer conexiones entre la gramática en inglés y la inclusión de nuevas palabras en su vocabulario, lo cual resulta ser de gran utilidad en la comprensión de contextos más complejos. Además, esto mejora el desarrollo comprensivo del idioma, donde una mayor comprensión de conceptos y estructuras ayuda a que los niños adquieran nuevos conocimientos y sean capaces de desarrollar habilidades lingüísticas básicas en una etapa temprana.

Fomenta el interés en el inglés

Una forma de ayudar a los niños a aprender inglés con rapidez y entusiasmo es fomentar el interés en este idioma. Esto incluye leerles cuentos e historias en inglés, así como cantar canciones. Ayudarles a comprender cómo se usa el inglés para la comunicación también es una gran forma de estimular su interés. Por medio de actividades lúdicas, como las utilizadas en la Academia Helen Doron, los niños pueden descubrir otros países y culturas, esto a medida que aprenden el idioma. La explicación con un tono amigable y la creación de pequeños juegos para que los niños practiquen los conceptos básicos del inglés son herramientas clave para motivarles y atraerlos al aprendizaje temprano del inglés.

Cómo los padres pueden apoyar el aprendizaje temprano del inglés

Los padres pueden ser una parte importante en el aprendizaje temprano del inglés de sus hijos. La clave está en animar y alentar al niño a exponerse lo más posible al idioma inglés. Esto no necesariamente significa contratar a un tutor de inglés para el niño. Los padres también pueden ayudarles a los niños a aprender y adquirir una comprensión lingüística básica del inglés mediante muchas actividades. 

Un modo para empezar es leerles cuentos en inglés a los niños. Esto les ayuda a adaptarse a los sonidos y estructuras del inglés. Los padres también pueden animar a sus hijos a escuchar música en inglés, ver películas en inglés con subtítulos en español, visitar museos, y participar en actividades comunitarias para obtener una mayor exposición al idioma. 

Para ayudar a los niños a desarrollar habilidades lingüísticas básicas, los padres pueden enseñarles a decir palabras y frases básicas en inglés. La práctica diaria es importante para ayudar a los niños a recordar el vocabulario y la gramática. Una forma de practicar es jugando juegos simples de palabras como, ‘Averigua la palabra’ o ‘Adivina quién soy’.

También es importante que los padres tengan paciencia y muestren entusiasmo cuando sus hijos están aprendiendo inglés. Esto les proporciona a los niños un ambiente seguro y estimulante para aprender y mejorar su inglés. Con un poco de práctica y dedicación, los padres pueden ayudar a sus hijos a desarrollar habilidades básicas en el inglés temprano.

Por Atomico