Cuales son las consecuencias de una mala alimentación

Es importante saber que nos puede suceder si no seguimos consejos básicos de seguridad, cómo manejar utilizando el cinturón de seguridad, o si descuidamos nuestra alimentación. ¿Qué puede pasar en nuestro organismo si no tomamos los cuidados alimenticios básicos?

Con hábitos alimenticios tan irregulares como los de la actualidad, es muy común encontrar gente con obesidad. Esto se debe a la vida sedentaria y a la mala alimentación que termina acumulando grasa que no se elimina a falta de ejercicio físico.

Para nuestra salud física y mental es necesario consumir diferentes tipos de alimentos. Frutas, verduras, carnes y lácteos tienen distintos nutrientes que juntos nos ayudan a tener energía y desarrollar los músculos y células que nos permiten tener un aspecto saludable y un organismo eficiente.

La mala alimentación siempre es reflejada en la sociedad cómo causante de la obesidad. Las personas obesas no solamente están atravesando un problema estético, sino que la obesidad implica un aumento considerable del colesterol, mayor presión sanguínea y aparición pronta y muchas veces mortal de enfermedades cardiovasculares. También acelera la aparición de diabetes en diferentes individuos.

Otra consecuencia de la mala alimentación puede ser problemas para contraer el sueño, horarios desfasados y cambios de humor. El insomnio o sueño poco profundo muchas veces está relacionado con problemas de alimentación, y al dormir poco y tener distintos faltantes de nutrientes nuestro carácter se puede ver afectado.

La depresión es un elemento típico que aparece en los casos graves de alimentación deficiente.

En mujeres obesas ha quedado demostrado que hay mayores dificultades para contraer embarazos. Además, el feto corre riesgos por la inadecuada alimentación de la madre. Por esa razón, una buena forma de cuidar nuestro cuerpo es conocer las consecuencias de una mala alimentación y tratar de llevar adelante una dieta balanceada.