El otoño y la caída de pelo

Siempre me he peinado con gomina, cualquier día a cualquier hora. Entonces este verano empecé a notar que por las sienes se me veía la piel cuando acababa de peinarme, lo comenté en casa pero nadie puso mucho interés.

Hasta ahí todo bien, poca caída, nada de pelos en la ducha ni la almohada…

Pero de repente desde mediados de septiembre he notado que se me empieza a caer el pelo con más frecuencia.

Por la mañana encuentro pelo en la almohada, después de ducharme pelos en la toalla y al usar la gomina, mis manos se llenaban de pelos caídos.

Fuimos a un dermatólogo y el doctor me preguntó y yo le comenté que venía por la caída del pelo.

Le dije que en mi familia no había calvos y me examinó y tocó el cabello. Se quedó con varios pelos entre los dedos.

Estuvo examinando mi cara, me quité la camiseta y miró mi espalda y me dijo que mi piel era muy grasa y que eso provocaba problemas con los poros del cabello, al parecer tengo no se qué de la testosterona.

Me dijo que no me preocupara, pero que lo teníamos que tratar.

Me ha mandado una cremita, medicinas para los granos, y para el pelo minoxidil al 2% y Fortrix, que son vitaminas, y un champú anticaída (lo compré en Babling por 17 € de la marca Kerastase) para lavar el pelo 2-3 veces por semana haciendo hincapié en que el agua debe ser más fría que caliente.

Me prohibió la gomina y me dijo que pasara en 6-8 meses a ver qué tal, estoy un poco triste, la verdad, y asustado por encontrarme pelo en las manos…